ActualidadMonserrat Gascó AlcoberroOpinión

PAN, VACUNA, ESTRAPERLO Y #SputnikV

Siempre que coincidíamos con los mayores en las sobremesas familiares ellos solían contar historias de sus tiempos de juventud, , algunas inventadas y otras cimentadas sobre mucha verdad, una verdad cruel que describía la hambruna de una posguerra que acabó con muchas infancias.

Los mayores de esas generaciones que se han visto tan afectadas por la pandemia hablaban del binomio pan-estraperlo;  una palabreja, estraperlo, que por mucho que mirara en el diccionario confieso que ha sido este año de pandemia el que me ha hecho comprender todo su alcance. ¿Cómo podía ser que las personas pasaran hambre cuando se podía comprar harina y comida en el mercado negro? También contaban que en tiempos del racionamiento soñaban con el pan blanco pero que solo podían acceder a unas porciones de pan negro, dependiendo del lugar también a uno conocido como pan moyuelo, ambos de una textura sin refinar  y gomosa muy lejos de los panes especiales que hoy compramos en las herboristerías.

Y hablando de pan, recuerdo cuando allá a finales de los ochenta llegó a Valencia un grupo de profesionales procedentes de la Unión Soviética, y algunos de ellos trajeron en sus maletas alguna barra de pan, por supuesto también una botella de vodka y latas de caviar. Lo del pan dijeron que fue porque no sabían si aquí podrían hacerse con alguno; no olvidemos que por aquellos años era grande el desconocimiento mutuo de nuestras respectivas  culturas, pues por aquel entonces  ni nosotros viajábamos tanto  allí , a la URSS, ni todavía ellos se habían instalado en nuestras costas. Lo cierto es que estas personas , muy pasionales ellos, se les caían las lágrimas cuando entraron en el mercado central de la ciudad, tal era la belleza del lugar y de sus puestos con todas las hortalizas, carnes y pescado en exhibición, para ellos y para cualquiera que lo visite en la actualidad este mercado supone toda una explosión de colores y sabores.

Sinceramente, debo confesar  que esas lágrimas en los ojos me saldrían a mi también si hoy en día visitara sus laboratorios, sus centros de investigación, si viera la gran inversión que hacen en ciencia y tecnología, una inversión lo suficientemente importante para fabricar la #SputnikV, una muy buena vacuna que una geopolítica pueril e interesada por parte de la Unión Europea no deja que entre en nuestros mercados. ¡Por supuesto que aquí se está fabricando una excelente vacuna!¡la mejor!! pero es que nunca se ha dudado de la capacidad de nuestros científicos, si acaso existe alguna duda sería sobre políticos incapaces de crear estrategias a largo plazo e invertir en sectores importantes de producción cómo la ciencia, la tecnología y la industria, además de invertir en formación y reconocimiento profesional y salarial en el sector servicios; todo ello nos haría una país competitivo y no uno subyugado a los caprichos de una Europa vetusta y descoordinada.

Lamentablemente también debo traer aquí esa paupérrima imagen que nos llega de la Unión Europea, un gobierno próximo al ‘absolutismo’ que rige los países de la UE, un gobierno donde en estos momentos  se produce un mercadeo de vacunas que nos tiene a todos atónitos, todavía no hemos podido cerrar la boca del asombro, porque desconocemos que ha pasado realmente para que no lleguen las remesas de vacunas; y ¿saben qué? pues que ese estupor me recuerda a cuando mis abuelos me contaron de aquella vez que habiendo pagado su hogaza de pan blanco fueron a recogerlo  al sitio convenido con los estraperlistas, y que estos no les dieron el pan porque, según explicaron, en el camino la autoridad se los habían requisado; mis abuelos no comprendían que sucedía porque habían pagado muy caro su pan y se quedaron sin él; claro está que no podían haber protestado ni denunciado porque todo se hacía a través del mercado negro y se arriesgaban a multas y castigos, no cómo ahora sucede con las vacunas, cuyos incumplimientos por parte de las empresas de laboratorios en estas  transacciones públicas y legales, podrían ser recurridos y sancionados por la administración pública competente.

¿Será por vacunas?

#LaCubana, no confundir con el magnífico grupo teatral del mismo nombre

https://www.bbc.com/mundo/noticias-america-latina-56538933

#SputnikV, la rusa , no confundir con el satélite

https://www.bbc.com/mundo/noticias-internacional-56012192